Personajes Ilustres

JERÓNIMO DE AYANZ Y BEAMONT (INVENTOR)

Nació en Guendulain en 1553. Hijo de Catalina de Beaumont y de Carlos de Ayanz, fue el segundo de los hermanos varones, siendo el primogénito don Francés de Ayanz, nacido un año antes. Fue criado en el Señorío de Guendulain hasta que en 1567 fue a servir al rey Felipe II como paje.

Don Carlos de Ayanz intervino en las campañas de Francia al lado de Felipe II, participando en la batalla de San Quintín en 1557.  La crianza de Jerónimo y sus hermanos estuvo a cargo de su madre, doña Catalina deBeaumont y Navarra, que inculcó a sus hijos los principios de una educación propia de su rango.

Jerónimo de Ayanz se hizo famoso en su época por su fuerza y por las hazañas que realizó en Flandes. Lope de Vega refleja la vida aventurera de Ayanz en la comedia titulada “Lo que pasa en una tarde”. El 7 de mayo de 1582 había recibido la encomienda de Ballesteros y años después, el 30 de enero de 1595 recibiría la encomienda de Abanilla.

En 1587 fue nombrado Administrador General de Minas del Reino. Fue capaz de resolver algunos de los graves problemas de la minería de entonces. Además de destacar como militar, lo hizo también como pintor, músico e inventor. Mejoró la instrumentación científica, desarrolló molinos de viento y nuevos tipos de hornos para operaciones metalúrgicas, industriales, militares e incluso domésticas. Inventó una campana para bucear e incluso llegó a diseñar un submarino. Pero su obra más destacada fue haber inventado la máquina de vapor. Es necesario señalar que  consiguió realizar este conjunto de invenciones desde 1598 hasta principios de 1602.

El 23 de marzo de 1613, después de una larga enfermedad, falleció en Madrid. Sus restos se trasladaron a Murcia, donde se condujeron primero al convento San Antonio de Padua, y luego a la  Catedral.

 

ANTONIO ASTRÁIN ANSOÁIN (HISTORIADOR DE LA COMPAÑÍA DE JESÚS)

Nacido en Undiano el 17 de noviembre de 1857 ingresa en la Compañía de Jesús al cumplir los 14 años. Hizo su noviciado en el de la provincia de Castilla en el exilio tras la revolución española de 1868. Completó sus estudios en Carrión de los Condes (Palencia). Enseñó humanidades en Poyanne (1879-1880) y en Loyola (1880-1883). Estudiada la teología en Oña (1883-1887) volvió a Loyola, otra vez como profesor de humanidades, hasta que fue nombrado director de la revista El Mensajero del Corazón de Jesús en Bilbao (1890). Entonces publicó algunos artículos.

Los proyectos de su provincial orientaron su tarea de escritor en 1988. Residía habitualmente en Madrid (1893-1927) con estancias en Roma, algunas más prolongadas (1894-1895, 1905-1907). A finales de 1918 fue rector interino del Instituto Católico de Artes e Industrias de Madrid.

Su obra fundamental es la Historia de la Compañía de Jesús en la Asistencia de España. Los siete tomos de su obra, cada uno de alrededor de 800 páginas, fueron saliendo entre 1902 y 1925. El primero, dedicado al tiempo de San Ignacio, fue reeditado. En 1921, los dispuso en forma de biografía y fue tres veces impreso en español y traducido a siete leguas: alemán, francés, italiano, portugués, inglés, japonés y maltés.

Escribió además artículos para Razón y Fe, Gregorianum y la Enciclopedia Espasa. Fue director de Monumenta Historica Societatis Iesu desde 1922 hasta su muerte, el 4 de enero de 1928 (Loyola).